¿De dónde viene el agua? II

Hace trece meses escribíamos sobre la situación de los embalses, del calor, de la falta de lluvias…Hablábamos de la anomalía del retraso del otoño que ampliaba el verano hasta mediados de octubre. Este año la anomalía llega hasta inicios de noviembre.

Un año seco, un año de altas temperaturas, un año de grandes incendios, un año de embalses sin aguas y pueblos emergidos, un año de cortes de agua, un año que reclama más consciencia y más responsabilidad.

estado embalses españa

Estado de los Embalses Españoles. Fuente: Embalses.net

estado embalses extremadura

Estado de los Embalses Extremeños. Fuente: Embalses.net

 

En diferentes ocasiones hemos hablado de medidas de ahorro, de evolución de los embalses, de la necesidad de mantener limpio el entorno dónde se encuentra el agua que vivimos…Y seguiremos insistiendo porque el agua es vida y nuestra vida depende de ella para saciar la sed, para alimentarnos, para vestirnos, para transportarnos, para comunicarnos, para limpiarnos, para sanarnos…

Podemos decir que si no llueve no podemos hacer nada. Sin embargo, siempre hay algo que mejorar, siempre algo que hacer y si ya estás concienciado: ¡Riza el rizo!

Por ejemplo, si eres de los que gustan los baños relajantes, pasa a las duchas desestresantes. Si te duchas, cierra el grifo para enjabonarte. Si eres de los que cierra el grifo, busca la manera de recoger el agua de enjuagarte y destínala al inodoro. O, si tienes lavavajillas no enjuagues y evita los prelavados y el secado final. Si los evitas, practica el tetris para usarlo a plena carga. Si no dispones de lavavajillas o necesitas lavar algo en el fregadero, enjabona con el grifo cerrado y busca la manera de recoger el agua de enjuagar para regar las macetas (el agua jabonosa, sin lejías o similares, no es perjudicial para las plantas).

No siempre será cómodo pero piensa que los recortes y la falta de acceso al agua, son mucho más incómodos y llegado el momento lamentarse no hará que llueva.

Y si en datos la evolución de los embalses es preocupante, en imágenes es desoladora:

SONY DSC

Cola del Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2016. Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Cola del Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2017. Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2016. Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2017. Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Detalle de residuos en la orilla del Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2016.                       Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Restos de un antiguo abrevadero en Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2017.                   Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Restos de antiguo abrevadero en Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2017.                         Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Detalle de las tierras emergidas del Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2017.                    Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Residuos en los alrededores del Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2017.                           Fuente: ECOAmbientis

SONY DSC

Residuos en las inmediaciones del Embalse de Alange (Badajoz) Octubre 2017.                      Fuente: ECOAmbientis

 

Aún podemos hacer algo, aún estamos a tiempo ¿Qué vas a hacer tú?

 

Autora: María Piedad Moreno Sánchez

Anuncios

¿De dónde viene el agua?

Se anuncian lluvias. Por fin, se notará el otoño y olvidaremos este largo verano, árido, infernal. Un verano que ha dejado huella en noches sin dormir, consumo de helados y granizados, pérdidas de cosechas, incendios voraces y consumo de agua.

Un consumo de agua que no controlamos, del que no somos conscientes porque es tan sencillo como abrir el grifo y dejarla correr.

Sin embargo, cuando te acercas a un embalse y compruebas los estragos de un estío sin precedentes cercanos y meses de sequía, es más que necesario tomar consciencia.

SONY DSC

Vista del fondo del Embalse de Alange (Badajoz) en una de sus colas.

Aún estamos por encima de los valores del pasado año y de la media de los últimos diez pero estamos muy lejos de 2014 y la tendencia, la curva de todo este 2016, debería ser indicativo suficiente para que seamos más responsables con ese gesto sencillo, inconsciente, vital.

estado-de-los-embalses-extremadura

 Estado de los Embalses de Extremadura. Fuente: http://www.embalses.net

 

estado-de-los-embalses-extremadura-grafico

Gráfico Evolución del Estado de los Embalses de Extremadura. Fuente: http://www.embalses.net

 

Esto para Extremadura, tierra seca seca, tierra rica en agua, tierra de contrastes.

La realidad del país es distinta. Con un 51,36% de agua embalsada, estamos por debajo de todas las medidas referenciales.

estado-de-los-embalses-espana

    Estado de los Embalses de España. Fuente: http://www.embalses.net

 

estado-de-los-embalses-espana-grafico

Gráfico Evolución del Estado de los Embalses en España. Fuente: http://www.embalses.net

Esta agua que se va, deja al descubierto más cosas que nuestra inocente inconsciencia. Revela cosas sorprendentes, que dan lugar a las más variadas respuestas ante un ¿Qué será eso?

SONY DSC

Restos emergidos en el Embalse de Alange (Badajoz)

Pero también revela cosas avergonzantes (pañales, botellas, latas, papel…) que me llevan a preguntarme ¿Sabemos de dónde viene el agua?

SONY DSC

Botella junto a la orilla en Embalse de Alange (Badajoz)

 

SONY DSC

Toallita de bebé en los alrededores del Embalse de Alange (Badajoz)

 

SONY DSC

Restos plásticos en los alrededores del Embalse de Alange (Badajoz)

Porque no nos engañemos hasta el agua embotellada ha pasado por el filtro de nuestra contaminación.

Mañana lloverá y borrará las huellas de la sequía, dará un respiro a los campos de cultivo, limpiará la atmósfera, arrastrará la suciedad y nos asegurará que durante un poco más podremos abrir el grifo, sin pensar de dónde viene el agua.

Autora: María Piedad Moreno Sánchez

No regales abandono

Llegan las fiestas navideñas y en el entusiasmo y la ilusión de comprar un regalo perfecto no podemos dejar de ser responsables y consecuentes con nuestros actos.

A veces ser políticamente correcto no sirve, a veces no valen los paños calientes, a veces necesitamos una bofetada para reaccionar. Esta causa bien lo merece y queremos apoyarla dándole difusión.

La campaña “No regales abandono” de Alba Kids for Animals y FAPAM para evitar que cada día se abandonen 400 animales en España viene presentada a través de este spot publicitario:

A pesar de la cruel realidad que sufren los animales en su cría ilegal, en su transporte sin garantías, en el abandono por sus familias, esta campaña no ha estado exenta de polémica. Para entender mejor sus razones os dejamos su intervención en la radio:

http://www.ondacero.es/audios-online/julia-en-la-onda/entrevistas/nuevo-spot-maltrato-animal-levanta-criticas-redes-sociales_2014120200152.html

Para todos los que estéis en Madrid el día 6 y queráis apoyar su causa realizarán una acción de protesta en la Plaza Vazquez de Mella. Infórmate en No Regales Abandono

¿Adorno o Herramienta?

Desde hace tiempo el envase de un producto o el logo de una empresa viene acompañado de un sello, una etiqueta o una imagen que habla de la calidad de su gestión, de su eficiencia energética y de su sostenibilidad, entre un amplio etcétera. Lo cual ayuda, ante dos productos o servicios inicialmente iguales, a decantarte por aquel que es ecológico, energéticamente eficiente o socialmente responsable.

Sin embargo, algunos ejemplos de malas prácticas ha llevado a cuestionar su utilidad, dando la impresión de que los sellos o etiquetas no son más que imagen.

Bien, no negaré que se da esa realidad. Esa en la que algunas empresas cuentan con un “adorno” que dice que sus productos o servicios son de calidad, que están concienciados con el medio ambiente o que la conciliación es lo primero en su organización pero que solo hace falta observar un poco para darse cuenta de que no hay hechos que lo avalen.

Y aunque entre el resto de empresas cuyo sello o etiqueta sí responde a su realidad, a su responsabilidad, a su eficiencia, a su sostenibilidad y a su saber-hacer pueda parecer que son lo mismo, nada más lejos porque las segundas no tienen un “adorno”, tienen una herramienta.

Ejemplo de Etiquetas y Sellos

Ejemplo de Etiquetas y Sellos

Es decir, en el primer caso les saldrá caro el “adorno” y su mantenimiento estresante. Será un caos cuando haya que aportar los datos que los días previos se hayan maquillado y disfrazado para mantener un periodo más la imagen de cara a la galería y como con todo, tristemente, a veces “cuela” (por suerte, no tantas como se pudiera creer). Sin embargo, a cada problema corriente que surge saltan las alarmas, el “adorno” pierde lustre y la empresa, credibilidad.

En el segundo caso, cuentan con evidencias, no hay excusas sino argumentos, los problemas son oportunidades para innovar y muestran la respuesta de una máquina bien engrasada en pro de la mejora continua. No todo es perfecto pero trabajan para garantizar la calidad y alcanzar la excelencia. No hay que mostrarlo, se ve.

Por otra parte, en una el boca a boca es su perdición y se contrarresta con luces, dinero y ruido, en la otra es su fuerza, cada trabajador, cada proveedor, cada cliente certifica que su sello o etiqueta son muestra de su valor y lo transmiten.

Esa es la diferencia entre el adorno y la herramienta, entre la compra y la inversión, entre el hacer y el saber-hacer.

 

Autor: María Piedad Moreno Sánchez

¿Hacer o no hacer? Esa fue la cuestión.

Hace unos días, conversando se sacó el tema del estado deplorable de la calidad del agua en el embalse de Alqueva y de la imposibilidad de la navegación en la orilla española porque sumergido hay un bosque, una dehesa, evidentemente en estado de putrefacción. Se comentaba que cómo era posible que en su momento, no se acometiera la tala, si total se iban a quedar bajo el agua, especialmente cuando al otro lado de la raya no han tenido problema en hacerlo, además de que ahora hay que hacerlo con el consecuente coste y con la pérdida de tiempo de explotación como recurso turístico.

Encina bajo las aguas de Alqueva de Luis Sanabria

Embalse de Alqueva

Y es que es verdad, es una situación sinsentido, pero tal y como se ha planteado parece que la naturaleza de nuevo se las arregla para fastidiar un proyecto que traería empleo y riqueza. Sin entrar a valorar el proyecto pues no es el objetivo de este artículo, quisiera reflexionar sobre la necesidad de atar y reatar los proyectos desde su fase inicial.

Imaginen que tienen que llenar de agua una zona equivalente a 25.000 campos de fútbol, y que además de la construcción de las presas, la central hidroeléctrica, la acometida del encauzamiento del agua, el traslado de alguna localidad mal situada, la fácil tarea de convencer a cientos de agricultores que se quedan sin tierra que cultivar, la queja de ecologistas y la búsqueda de financiación, tienen ustedes 400.000 encinas (las que se estiman han desaparecido con la construcción del embalse).

¿Qué harían? En Portugal cortar, literalmente, por lo sano, su normativa lo permite. La nuestra, como tenemos más conciencia ambiental, no (en principio) y menos siendo extremeños, estamos hablando de cortar la esencia de lo que nos identifica como región, el porqué de ser belloteros, ya que teniendo en cuenta las declaraciones del señor Monago sobre la “inexplicabilidad” del porqué había una dehesa sumergida, entiendo que el que la encina se encuentre dentro del Catálogo de Especies Protegidas no es razón . Así pues, ante tal marrón ustedes deciden que no, que no se cortan, bueno solo unas pocas, con las que no pongan muchas pegas al proyecto y que van a ser las primeras en quedar bajo las aguas. Las otras, bueno, mientras se llena y no se llena, ya habrá tiempo de ver qué pasa.

Claro que ustedes no sabían, que llegaría un plan dinamizador del turismo de Extremadura y que pondrían el foco en los deportes acuáticos y en la posibilidad de convertir los embalses de la región en paradisíacas playas de agua dulce. Y ¿ahora qué? Bueno pues mientras ministerio aprueba la tala de la subespecie de encina acuática, invierten 240.000 € en señalizar con boyas los pasillos navegables, así al menos no se les acusará de no poner los medios suficientes para fomentar el turismo, la vela y la economía sostenible.

Bien, ministerio, ante tal situación, les da favorable la tala de 4.000 encinas putrefactas, aquéllas que por su inoportuna situación pueden estropear el casco de los barcos. Pero el éxtasis de la alegría por el trabajo bien hecho queda eclipsado cuando el agorero del grupo pregunta ¿cuánto tenemos para hacerlo? (¡¿ministerio les da el visto bueno sin presupuesto?! Dejémoslo, eso sería otro tema). El silencio se hace.

Pero, Don´t worry, be happy! Que diría la canción. Desde Confederación Hidrográfica arañan unos eurillos de los FEDER, en total 52.771,6 €, en lugar de 4.000 encinas que sean 40 y le cambian el nombre por proyecto piloto, a la prensa le dicen que así estudian si es viable y quedan como las personas previsoras que son. Por ahorrarles las cuentas mentales, les diré que la tala de la encina sale a 1.319,29 €, un chollo teniendo en cuenta lo que se estaba perdiendo por no poder explotarlo para el turismo. 

Pero ¿y si lo hubieran hecho de manera diferente desde un principio? ¿Y si hubieran pensado en otra alternativa? ¡¿La tala?! Estarán pensando. No, en la otra, en el traslado. ¡¿400.000 encinas?! Un momento, no se lleven aún las manos a la cabeza y permítanme volver al inicio.

Iniciamos. Tenemos que inundar un terreno enorme, sacar a gente de sus casas, dejar a otros sin tierra que cultivar, construir unas mega-estructuras y 400.000 encinas. Bien, seguimos teniendo un problemón pero la perspectiva del tiempo nos permite jugar con cierta ventaja y vamos a utilizarla.

Buscando información sobre este tema, encontré una cooperativa extremeña que realiza trabajos de traslado de encinas, Salvar la Encina, y afirman que el coste medio está entorno a los 240 €/encina. Hagamos un sencillo cálculo, si CHG hubiera arañado los 52.771,6 € para salvar las encinas en lugar de cortarlas una vez estaban bajo el agua se habrían trasladado 219, pueden no ser muchas pero hasta ahora no se ha salvado ninguna y aún quedan de las que estorban 3.960 por cortar. Por regla de tres, cortarlas tal y como están ahora y teniendo en cuenta lo que han costado cortar las 40, las restantes, las 3.960 costarían 5.224.388,4 € ¿Cuántas salvaríamos con ese dinero? Pues, según parece 21.768 encinas, más de las 4.000 que son necesarias para hacer un poco más navegable el embalse pero aún quedarían 378.013 que antes o después se pudrirán y el agua seguirá tal y como está. Sin embargo, aún podemos sumar algunas más ¿Recuerdan los 240.000 € para balizar la zona navegable? Utilicémoslos para trasladar otras cuantas, en total, nos da para otras 1.000. Un grano no hace granero pero ayuda a su compañero, ¿no?

¿Se acaba todo aquí? Bueno, teniendo en cuenta que aún nos quedarían 377.013 encinas que trasladar y cuyo coste ascendería a 90.483.120 € según los datos anteriores, no parece nada, nada factible.

Sin embargo, han existido y existen diferentes programas, planes y proyectos que aun no estando relacionados con el embalse, tienen relación con el tema que nos ocupa. Por una parte está el programa “Plantabosques” con el que desde 2004 se han plantado 220.000 especies autóctonas, especialmente en zonas afectadas por el fuego (recordemos de nuevo que perdimos 400.000 por el agua). Además de los diferentes programas de ayudas a la reforestación que se han llevado a cabo desde el año 1989  y que en este año ha alcanzado la cifra de 22,5 millones de euros. Quizás podría haberse destinado algo de dinero al traslado de árboles adultos en situación geográfica inoportuna.

 ¿Y si tiramos del presupuesto que España destina a la compra de derechos de emisión? 700 millones para cumplir Kioto y otros 24 de reserva por si acaso. Quizás podríamos invertir por una vez en prevenir y no en escusar la contaminación, porque recordemos que una encina fija 401,94 Kg de CO2 y esas encinas que están bajo el agua, han dejado de hacerlo y nadie ha hablado del efecto que tendrá el que fue fijado ahora que está en contacto con el agua.

Por otra parte, alguien puede pensar que los plantones de encina son siempre más baratos. Según lo que pone en la factura, sí, pero tengamos en cuenta otros factores. Por ejemplo, los plantones suelen tener entre una y tres savias pero hasta los 8-10 años no empezarían a dar las primeras bellotas y la primera cosecha no se tendría hasta los 15-20 años, por lo que durante ese tiempo no se le sacaría rendimiento ninguno y sólo habría costes. Eso en el mejor de los casos, es decir, que sobrevivan el 100% de los plantones pero su tasa de supervivencia apenas pasa del 50% (siempre en el mejor de los casos). Así pues, comparándolo con un espécimen adulto, que puede dar fruto al año siguiente de ser trasplantado y con una tasa de supervivencia del 100%, quizás, sólo quizás, habría que plantearse la no viabilidad del traslado de encinas o cualquier otro tipo de árbol, antes de ser cortado o ahogado y después sustituido, como medida compensatoria, por supuesto, por un ejemplar joven.

Esto es trasladable a cualquier proyecto que se lleve a cabo en el Medio Natural y que precise de una “adaptación” parcial o total del mismo. En este caso, de haber tenido amplitud de miras y no digo en el largo sino en el corto plazo, no habríamos salido en televisión por contar con una dehesa submarina sino por haber salvado aquello de lo que decimos nos identifica, la encina.

Más Información:

Tasa supervivencia plantones de encina: http://www.congresoforestal.es/actas/doc/6CFE/6CFE01-109.pdf

Alqueva es navegable: http://www.iagua.es/noticias/usos-recreativos/13/02/24/la-parte-espanola-del-embalse-de-alqueva-ya-es-navegable-para-canoas-y-kayaks-27520

Tala de encinas en las noticias nacionales: http://www.antena3.com/especiales/noticias/sociedad/a-fondo/buzos-especialistas-talan-arboles-bosque-sumergido-embalse-alqueva_2012072300159.html

Otros efectos del embalse: http://noticias.lainformacion.com/medio-ambiente/naturaleza/la-construccion-de-la-presa-de-alqueva-afecta-a-areas-importantes-para-aves-de-europa_C0A9qecLTmnLwzYq7V0Bp5/

Otras noticias: http://www.hoy.es/v/20110810/regional/medio-ambiente-autoriza-tala-20110810.html

http://www.elperiodicoextremadura.com/noticias/extremadura/junta-destina-22-5-millones-regenerar-51-000-hectareas-dehesa_821333.html

Autor: María Piedad Moreno Sánchez